Saltar al contenido
Test Oposiciones

Test Auxilio Judicial

El test de auxilio judicial se caracteriza por ser teórico y práctico, por ser una prueba escrita y de carácter obligatorio para quien quiere acceder a esta profesión pública de la administración de justicia; obviamente, con la realización de esta prueba la administración también se encarga de eliminar a los participantes que no son competentes. Consta de dos ejercicios diferentes con diferentes puntuaciones.

Primer examen tipo test auxilio judicial

Son 100 preguntas con 4 preguntas extra, que sólo en caso de anulación se sustituirán por orden. La duración de este examen es de 75 minutos.

Segundo examen tipo test auxilio judicial

Son 50 preguntas con 4 alternativas como respuesta donde sólo una es correcta; tiene, además, 4 preguntas extra. La duración de este examen es de 60 minutos.

 

En los siguientes enlaces podrás realizar varios modelos de examen del primer ejercicio, entre ellos, el examen tipo test de Auxilio Judicial de 2016, una convocatoria oficial recientemente publicada que te puede orientar sobre el tipo de examen al que te vas a enfrentar.

Puntuación del test de auxilio judicial

El sistema de calificación para el test auxilio judicial va desde 0 hasta 100 puntos. Cada pregunta acertada o cada respuesta correcta equivale a 1 punto, las preguntas incorrectas bajan 0,25 puntos y las preguntas sin contestar no valen nada. Por lo tanto, si no estás seguro de la respuesta, es mejor dejarla en blanco para no perder más puntos.

En el segundo examen las respuestas incorrectas bajan 0,50 puntos y las no contestadas bajan 0,25 puntos. La puntuación obtenida en el test auxilio judicial es igual al número de respuestas acertadas correctamente menos las no acertadas​ o contestadas incorrectamente.

Calcula el tiempo que tardarás en realizar el test de auxilio judicial

Te aconsejamos que practiques realizando test y que observes en cuánto tiempo tienes que contestar cada pregunta para ir mejorando tu propio tiempo de contestación. Por ejemplo, el primer examen de la prueba consiste en 100 preguntas fijas más 4 preguntas extra y para completar el examen sólo tienes 75 minutos, así que tendrás un poco más de 40 segundos para cada pregunta.

Comienza tu prueba con confianza

Esta actitud hará que respondas cada pregunta (incluso las más difíciles) de forma más rápida y sin dudar en las respuestas; esto no significa que contestes a lo loco, pero debes evitar atascarte en una sola pregunta cuando no estés seguro de la respuesta, ya que esto disminuirá tu velocidad de respuesta y tu propia sensación de seguridad. En definitiva, debes estudiar para poder estar seguro de las respuestas.

Primero lo fácil

Después lo difícil: empieza por las preguntas del test de las que estás 100% seguro de la respuesta y continúa por las más complicadas. Si una respuesta es larga, pero la sabes, complétala; si una pregunta es corta, pero no estás seguro, pasa y continúa con otra.

Descarta las preguntas incorrectas

Como en este examen se restan puntos por respuestas marcadas de manera incorrecta, es mejor dejar en blanco aquellas preguntas de las que no estemos seguros de la respuesta.

No te precipites

Es importante mantener un equilibrio en este tipo de exámenes: no tengas exceso de confianza ni dudes mucho de tus habilidades y conocimientos, porque esto puede afectar muchísimo a tu rendimiento. Por este motivo son buenos los exámenes que te ofrecemos aquí a modo de prueba: trata de practicar todo lo que puedas para no estar muy nervioso o desconfiado el día de la prueba real.

Los test auxilio judicial son complicados, se debe estar muy preparado para realizar estas pruebas; los conocimientos en derecho, abogacía y disciplinas relacionadas son indispensables en esta profesión.